Páginas vistas en total

domingo, 16 de septiembre de 2012

Absurdas esperanzas que se sostienen solo de una tonta ilusión.


Cuando Salí de tu casa, después de haber puesto mi corazón, mi alma y mi cabeza ante vos, tenía la sensación, o tal vez era solo una absurda esperanza, que ibas a salir tras de mí, ya sé que tus palabras fueron directas,  pero no se veo en tus ojos algo que no logro explicar y me dicen peléala. Camine muy lentamente para que pudieras alcanzarme, nunca llegaste y no tenías porque llegar. Te espere toda la noche en ese lugar donde sabias que iba a estar, la noche termino y nunca fuiste, tampoco tenías porque ir.

La mañana ya tiene un sol, y vaya a saber porque estúpida ilusión estoy sentado en mi cama escribiéndote esperando que golpees mi puerta, cuando no tenes porque hacerlo.

Y siendo finalmente las siete y treinta siete de la mañana voy a dormir, sabiendo de antemano que con la imagen que guardo de tus ojos voy a soñarte, y te soñare toda mi vida.

 

Omar Criador.

No hay comentarios:

Publicar un comentario